Remedios caseros para el sarro

Te sorprenderás con estos increibles Remedios caseros para el sarro

Podemos decir que sí, hay remedios caseros para el sarro, pero esto se llega a dar por una pobre salud dental da lugar a la proliferación de las diferentes bacterias que se encuentran en nuestra boca, que son las encargadas de la formación del sarro y del mal aliento.

Nuestra salud es muy importante, es algo que no debemos descuidar en ningún momento y más cuando se trata de la higiene dental, porque como hablamos anteriormente una pobre higiene dental da lugar a la proliferación de las bacterias y a la formación del sarro, ahí es donde entran los remedios caseros para el sarro.

¿Los remedios caseros para el sarro cambian la ida al dentista?

Remedios caseros para el sarro

Ante la presencia de sarro en los dientes se debe acudir al dentista para tratarlos adecuadamente, aunque a muchos les de miedo acudir al dentista es necesario ir si queremos conservar una buena higiene dental, pero en la circunstancia en que no se puede acudir, se puede usar los remedios caseros para el sarro.

El sarro o cálculo dental, es una capa amarillenta que además de verse estéticamente mal también produce inflamación con sangrado en las encías y un mal aliento, todo esto puede avergonzarnos al momento de querer dar una buena impresión.

También los remedios caseros para el sarro son una alternativa a aquellos que le encuentran terrorífico visitar al dentista, pero se debe tener en cuenta que el mejor remedio es la prevención para así evitar futuros problemas. A continuación te ensenaremos dos recetas caseras las cuales resultan muy útiles a la hora de combatir el sarro y evitar las idas al dentista.

Con estos 2 remedios caseros para el sarro encontraras la solución

Tratamiento 1: Se utilizara de ingredientes, jugo de dos limas, dos semillas de girasol ya pulverizadas y medio litro de agua (aproximadamente 2 vasos). Estos ingredientes deberás mezclarlos y aplicarlos en los dientes de una forma uniforme y tratando especialmente con mucha atención las raíces, cerca de las encías. Esta mezcla la puedes usar para cepillarte, usando un tiempo de 5 o más minutos, con una frecuencia de dos veces al mes.

Remedios caseros para el sarro

-Tratamiento 2: Para este tratamiento necesitaras de 60 gramos de harina de cascara de nuez (si no consigues la harina, las puedes realizar en casa pulverizando las cascaras de nuez con un procesador de alimentos) y medio litro de agua.

Comenzamos mezclando el polvo con el agua, se hierve y luego comenzamos a revolver a fuego lento por 10 minutos, se deja enfriar la mezcla realizada y se aplica en los dientes de manera uniforme y prestando atención a las raíces, cerca de las encías. Usaremos la mezcla para cepillarnos de 5 a más minutos, dos veces al mes.

Remedios caseros para el sarro

Concejos para una buena higiene dental

Una limpieza bucal diaria es necesaria para nuestra salud, porque esto evita la acumulación de bacterias que pueden sanar el esmalte e impide que se formen las caries, además evita la acumulación de la placa bacteriana y con ello quiere decir que reduce el riesgo de formación del sarro que puede producir la caída de los dientes. Estos concejos son necesarios así que debes prestarles mucha atención:

Cepillarse lentamente los dientes, con movimientos que sean cortos, suaves y de una forma elíptica, tomando atención a las encías, a los dientes posteriores (son de difícil acceso) y las zonas que rodean las coronas de los dientes y los empastes. Cepillarse al minino dos veces al días, es un habito que debe motivarse después de cada comida, como mínimo una vez por la mañana y otra por la noche.

Remedios caseros para el sarro

Si esta en tus posibilidades usa un cepillo eléctrico, por los movimientos que estos ofrecen para realizar una limpieza más profunda, renueva el cepillo cada tres meses para así evitar las enfermedades periodontales. También has uso del hilo dental, ya que previene la formación de caires interdentales y elimina cualquier acumulación de la placa bacteriana.

No olvides acudir al dentista dos veces al año, debido a que una opinión profesional es muy importante al momento de evaluar el estado de salud en el que se encuentra nuestra boba. Y aunque no lo creas masticar chicle sin azúcar te ayudara a evitar la caries, además que facilita la producción de saliva, dando como resultado un endurecimiento de los dientes y los remineraliza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: